Cómo manejar el estrés de la oficina y ser más activo
Consejos y trucos

Cómo manejar el estrés de la oficina y ser más activo

Un poco de presión puede ser beneficioso para la mayoría de la gente, pero demasiado estrés en el trabajo puede tener un efecto negativo. Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), la ansiedad afecta al 14,6% de la población adulta en España. Varios estudios señalan que el estrés es la segunda causa de problemas de salud en el trabajo en Europa y tiene un coste de 136 000 millones de euros al año según la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo.

A esto hay que sumarle que los trabajadores españoles pasan más de 7 horas de media al día sentados, lo cual hace que el estrés se incremente. No obstante, hay múltiples maneras de mantenerte activo en la oficina.

Hacer que desaparezca la presión de tus empleados puede resultar tarea imposible, pero hay algunos mecanismos para disminuir el estrés laboral que puedes implementar. Asimismo, con unos cuantos estiramientos simples desde la silla, estar en buena forma trabajando no es tan difícil como suena.

Elige las escaleras

" width=

Puede que no apetezca mucho, pero escoger las escaleras en vez del ascensor puede ser una manera genial de hacer algo de ejercicio en el trabajo. De este modo, podrás despejarme mientras vas de un punto a otro. Además, te dará la oportunidad de estirar tus piernas cuando subas las escaleras, algo que también es beneficioso para el corazón, la circulación y tu nivel de energía.

Estiramientos en la oficina

" width=

Hay muchos tipos de estiramientos que puedes realizar cómodamente desde tu escritorio para hacer que tu sangre circule mejor y no tengas dolores de ningún tipo.

Intenta hacer estiramientos de piernas debajo de tu escritorio, y cuando tengas un descanso, haz ejercicios para estirar el cuello. Prueba también estiramientos de espalda cuando estés haciendo algo simple. Otra cosa que vale la pena es crear un escritorio ergonómico. Y no te olvides de mantener una postura correcta cuando estés sentado. Los reposapiés, las sillas ergonómicas y los reposamuñecas pueden ayudar a evitar dolores en la oficina.

Tai Chi

" width=

Aunque parezca inusual, el Tai Chi puede ser una forma excelente de combatir el estrés laboral, pues mejora nuestra salud física y mental. Este ejercicio de movimientos lentos puede ser realizado casi por cualquiera, por lo que es una buena manera de mantener la atención de tus empleados en un punto.

Contratar un instructor profesional de Tai Chi que haga sesiones a tus empleados durante los descansos puede ayudarles a mantenerse relajados y ser más productivos. Intenta algunos ejercicios simples mientras estás en tu descanso del almuerzo o contrata a un profesor de Tai Chi para que venga a la oficina y dé algunas clases a los empleados que las deseen.

Eso sí, pregunta siempre a tus empleados si quieren formar parte de la actividad y revisa si son físicamente capaces en su historial médico.

Aprovecha el descanso del almuerzo

" width=

El almuerzo es el momento perfecto para hacer ejercicio. En vez de coger algo de comida y sentarte en tu escritorio, sal de la oficina y date un paseo. Invita a algunos de tus compañeros contigo para que se os haga más corto el camino o ve tú solo. Así, no solo sentirás los beneficios del aire fresco sino, que reducirás tu estrés y tendrás más energía. Siempre es un buen momento para caminar unos minutos.

Descansos regulares

" width=

Al igual que el ejercicio puede ayudar a que los empleados se alejen momentáneamente del escritorio, los descansos también son beneficiosos para controlar el estrés laboral. Puedes proponer a tus empleados que durante sus ratos libres se alejen del ordenador y vayan a tomar una bebida, se den una vuelta por las cercanías o charlen con el resto de trabajadores. Tener un descanso puede hacer que las personas liberen tensiones y descansen los ojos de tenerlos fijos en la pantalla y los documentos.

Combatir el estrés en el trabajo es un deber para cada jefe de empresa. Solo así se puede conseguir una plantilla feliz y cuidar de la salud de todos. Teniendo en cuenta estos pequeños pasos e implementando simples acciones se pueden lograr grandes efectos.